03
Dom, Dic

¿Qué es la amenorrea?

Typography

La amenorrea es un síntoma, no una enfermedad, y sucede cuando la mujer que está en edad fértil deja de menstruar por más de tres meses. Esto puede ocurrir por causas fisiológicas o patológicas.

En el primer caso se lo considera normal porque son las que se dan naturalmente, como en la menarca que es la primera menstruación, el embarazo, la lactancia, y la menopausia.

Las que son patológicas son las que se las clasifica como amenorrea primaria, que se da cuando la adolescente tiene más de 16 años y no menstruó nunca, por lo general les pasa a las que tienen bajo peso, son atléticas o sufren de una alteración en el funcionamiento normal de los ovarios, por el desarrollo anormal del útero y vagina, por un hímen cerrado, y por problemas con la hipófisis o el hipotálamo.

Se denomina amenorrea secundaria cuando la mujer deja de menstruar por diferentes causas: tales como actividad física excesiva, estrés, angustia, ansiedad, obesidad, bajo peso, trastornos alimentarios, anorexia nerviosa, desequilibrio hormonal, quistes en útero, ovarios o glándula pituitaria, tumores, lesiones hipotalámicas, ovarios poliquísticos, destrucción del endometrio, uso de anticonceptivos, inyección de hormonas, hipertiroidismo, cicatrización del útero tras dilatación y legrado, toma de antidepresivos, elevado nivel de prolactina, medicamentos de quimioterapia, luego de una operación, de radiaciones o de histerectomía (extracción del útero), y las que ya no son consideradas fisiológicas.

De todos modos, a veces las causas de ambas amenorreas son múltiples debido a que intervienen en el proceso muchas hormonas y partes del cuerpo, y las que se consideraban fisiológicas pueden pasar a ser patológicas o al revés.

La sintomatología que provoca la ausencia del período varía según la mujer y dependiendo de sus causas. Puede ser dolor de cabeza, oscilaciones en el peso, acné, incremento de vello, de las mamas y cambios en la voz, producción de leche materna cuando no están en períodos de lactancia o embarazo, trastornos alimenticios, resequedad vaginal, alteraciones del sueño y de las emociones, disminución del deseo sexual, piel seca, pérdida de cabello, estreñimiento, sofocos y dolores menstruales.

El médico tiene que realizar un diagnóstico personalizado, para saber los antecedentes de cada paciente, saber su historia clínica y luego efectuar los exámenes físicos correspondientes: análisis de sangre y orina para ver si hay o no embarazo, ultrasonido pélvico, prueba de provocación a la progesterona, estudios del nivel de prolactina, de hormonas, de la función tiroidea, ecografías de la pelvis, resonancia magnética o tomografía, biopsia de endometrio y pruebas genéticas.

El tratamiento será acorde a cada paciente y al origen del síntoma, por eso pueden recetar hormonas ováricas complementarias, medicamentos hormonales, pastillas anticonceptivas, estrógenos y progesterona y recomendar cambios en la dieta diaria y en la actividad física. En casos extremos de anormalidades, tumores o quistes se hará una cirugía, una vez eliminada la causa la mujer podrá volver a menstruar normalmente.

Cuando los desencadenantes son problemas psicológicos o alimenticios, la consulta médica tiene que ser multidisciplinaria porque los médicos en conjunto van a resolver el problema.

La amenorrea prolongada puede provocar infertilidad y otros problemas médicos como la osteoporosis, además de angustia o crisis emocional.

Como siempre te decimos, no dudes en consultar a tu médico de confianza si pensás que sufrís de amenorrea.